El blog de David L. Cardiel

"Toda verdad pasa por tres etapas. Primero, se ridiculiza. Segundo, se niega con violencia. Tercero, se acepta como manifiesta." [Arthur Schopenhauer] Fotografía de Ilya kisaradov.

Etiqueta: Aragón

DESTELLOS DE GENIO

Hace tiempo que leer prensa se convirtió en una tortura insufrible para mí. Soy completamente incapaz de soportar la lectura continuada de un artículo tras otro, palabra por palabra, y mucho menos de conseguir llegar al final del periódico sin terribles dolores de cabeza -en mi caso, a la portada, pues soy de esos que empiezan el periódico por detrás-. Por eso, sin hacer remilgos ni excluir a ninguna publicación que caiga en mis manos, si el título o las primeras líneas de un artículo no me terminan de atraer, leo en transversal. Exactamente como leería cualquier buen político una sección de opinión.

Leer en transversal, si tiene como objetivo cribar contenidos y evitar malos tragos morralleros, no es un acto infame y borreguero. Es necesario cuando lo que tienes delante ya no escribe para tí, te tutea sin conocerte y te trata como un imbécil al que le pueden hacer creer la sarta de gilipolleces a las que nos tienen acostumbrados. Y la prensa de hoy está claro que tiene poco contenido al que redimir. Por suerte, mi lectura informativa se limita al ámbito dominguero, el mismo en el que nos despertamos casi al mediodía, desayunamos mal y nos repantingamos en el sofá a la espera de cualquier chorrada capaz de entretenernos mientras terminamos de despertarnos del todo. Es justo entonces cuando llega el periódico, que aún conserva el olor a tinta de rotativo, y te decides a abrilo justo por su final. Porque comenzar mirándolo por su final y no por su principio es lo único que justifica la compra de un periódico.

Casi todos los periódicos, por no decir que todos, tienen lo mismo en su principio, cambiando solo su versión. Es como si se produjera un robo violento en una joyería y un periódico retratara la versión del cliente que se ha meado encima a causa del susto, otro la del dependiente que exige mayor seguridad en su local, y el último, la del ladrón que justifica el robo porque necesitaba el dinero porque si no el banco lo iba a deshauciar al día siguiente. Un mismo hecho, diferentes versiones y todas ellas falseadas. En este aspecto, los primeros tres cuartos de un periódico solo complacen a los lectores ideológicos, que compran el periódico que les dice exactamente lo que quieren oir. Algo así como los oficiales incapaces de aceptar que el joven Rostov huyó asustado de la batalla en Guerra y Paz porque prefieren pensar que retrocedió ante el decidido avance del enemigo. Una consecución de artículos vacíos y de cada vez más escasa calidad dirigidos únicamente a un rebaño de fieles que no quiere conocer ni pensar, tan solo justificar lo que quieren creer que se ha producido. Prensa fácil para una sociedad idiotizada.

Sin embargo, no todo es mediocridad, y ese periodismo lúcido, culto y veraz, si ha de aparecer, lo hace una vez llegamos al último cuarto de publicación, que generalmente reúne las páginas de cultura, algún suplemento interesante y algunos artículos y columnas sueltas firmadas por gente que se toma el arte de juntar letras en serio. En las grandes publicaciones la sección cultural se ha reducido a un puñado de grandes artículos meramente informativos y que no son capaces de apuntar nada que no supiéramos de antemano, y alguna columna locuaz que parece habérseles colado durante la maquetación y que debería estar impresa en las páginas de clasificados. Solo unos cuantos artículos pueden presumir de tener a la cultura como leitmotiv, y solo algunos periódicos logran que esas firmas pertenezcan al ámbito de un periodismo literario, que es el medio informal de expresión del genuino ambiente cultural de nuestros días.

Los que leemos Heraldo de Aragón aún podemos sentirnos afortunados dentro de la tragedia periodística. Como todo lo que concierne a Aragón, el auténtico periodismo sobrevive por sus propios medios, a base de rasmia y de imponerse por su calidad hasta crear escuela entre quienes buscamos algo más que morralla barata. Desde la columna de cierre de Irene Vallejo hasta la que se cuela, brillante, de Antón Castro entre las páginas de opinión, y desde los elocuentes artículos de Guillermo Fatás hasta los de Luis Alegre y Sergio del Molino en el suplemento Heraldo Domingo, pasando por Artes y Letras, Muévete Zgz 7D y los blogs de Ana Usieto, Chaco Morais y Mariano García. Pequeñas porciones de calidad que son el único acicate a que siga gastándome un dineral en periódicos de los que solo leo una porción ínfima pero que sigue justificando la existencia de prensa escrita.

No sé cuánto tiempo durará este breve idilio. Supongo que hasta que la prensa termine por unificar todo su contenido para dirigirlo a su público belenestebaniano y se olvide definitivamente de nosotros, los lectores que nos consideramos cultos. Mientras tanto, seguiré disfrutando como un gorrino en su lodazal con la lectura de todas esas magníficas personas que aún siguen manteniendo vivos los periódicos. Esas que siguen escribiendo de puta madre even in this longest days.

Anuncios

LA PÉRDIDA DE UN GRANDE (SIC)

Había escrito el artículo-homenaje que quería escribir sobre Félix Romeo, pero un fallo informático o un error mío con el inicio de sesión en WordPress ha hecho que lo perdiera. Ya no tengo fuerzas para para volver a comenzar otro, sobre todo porque ese otro nunca podrá ser igual al que Worpress me ha borrado. Y eso me duele, porque ni ustedes ni yo podremos volver a leerlo.

No sé si más adelante escribiré algo sobre este grande, sobre esta gran persona a la que solo pude conocer a través de lo poco que leí de su firma. Precisamente sobre esto y otras diligencias iba el texto.

Así que solo puedo rescatar una migaja de mi esfuerzo. Al final del artículo publiqué el último que Félix escribió, siempre con el permiso de la revista Letras Libres para donde lo escribió. Quizás algún día lo comente, porque merece la pena hacer algunas notas al pie de página sobre algunas cosas que se nombran en él. Aquí se les dejo sin más preámbulos. Descanse en paz, Félix. Gracias por ser quien fue, sin dejarse arrastrar por esta infame y cruel sociedad.

TEMER POR LA VIDA [Artículo publicado en la revista “Letras Libres” el 7/10/2011. Por Félix Romeo.]

Una encuesta realizada a 1000 mujeres afganas por la organización ActionAid ha revelado que la gran mayoría de ellas tiene miedo de perder sus frágiles libertades, y la dignidad que han empezado a conseguir, ante el posible regreso de los talibanes al poder. Muchas de ellas temen también por su propia vida. La retirada de las fuerzas internacionales de Afganistán puede contribuir al debilitamiento del incipiente proceso democrático y dejar una brecha abierta para que los integristas, utilizando medios violentos, vuelvan a gobernar.
Es cierto que las mujeres afganas participan menos de lo que deberían en la transición democrática, pero también es cierto, y doloroso, que su vida bajo el régimen talibán era lo más parecido a la esclavitud, o a la animalidad: imposibilidad de acceder a la educación más básica e imposibilidad de acceder a un trabajo, restricción absoluta de movimientos, ausencia de libertades básicas, control total por parte de los varones, vestimentas indignas y humillantes…
Para muchos, la defensa de la democracia en Afganistán puede ser una monserga neocolonialista, y más cuando una fuerza internacional, auspiciada por Naciones Unidas, tutela el proceso de transición, pero si prestamos atención a lo que dicen la mayoría de esas 1000 mujeres, que han ganado en muy poco tiempo derechos básicos, la perspectiva es muy diferente. Y, es necesario recalcarlo, los talibanes consiguen imponer su régimen tiránico y teocrático por la fuerza de las armas y no convenciendo a la población en unas elecciones.
No se trata de dos mundos, uno de los cuales, democrático, trata de intervenir en el otro, dictatorial, para forzar su voluntad soberana, sino que se trata de entender el mundo como un único mundo: el de los seres humanos que gozan de los mismos derechos, de las mismas libertades y de las mismas garantías.
El discurso relativista, ya desde las monsergas teóricas de Claude Lévi-Strauss, repite que las especificidades locales casan mal con otros modelos externos de organización social, pero las 1000 mujeres afganas de esta encuesta desmienten esa ocurrencia que trata de colarse a menudo como pensamiento.

VANIDADES, VANIDADES…

Siempre había querido publicar en Andalán y, hace unos días me dí cuenta de que todavía no lo había hecho.

Para aquellos que sean foráneos a la cultura aragonesa, mencionar que Andalán fue originalmente un periódico-revista cultural exclusiva o casi exclusivamente aragonesista que se editó de forma impresa entre los años 1972 y 1987. La revista tuvo como colaborador y fundador a José Antonio Labordeta entre otras muchas personas de gran actividad cultural en Aragón. No hace falta que les diga el amor que profesamos los aragoneses hacia ese gran luchador de nuestra tierra que fue Labordeta.

En la actualidad, algunos de los componentes de la revista, entre ellos Labordeta, refundaron la revista en formato web-blog admitiendo colaboraciones y manteniendo su espíritu aragonesista y cultural tan necesario y característico.

Hoy he conseguido cumplir algo que siempre quise hacer. Andalán ha aceptado uno de mis artículos como colaboración y ello me llena de orgullo y honra. Para algunos quizás no represente una gran cosa, pero sinceramente para mí, haber podido aportar mi granito de arena a la revista es poco menos que un sueño cumplido. Aunque ustedes no lo saben, este joven filósofo tan solo pudo oir de Andalán desde la barrera del tiempo, es decir, como algo del pasado, como portavoz de una etapa que ya había pasado. Andalán acabó su andadura en papel tiempo antes de que yo naciera.

Así que disculpen mi arrebato de vanidad. Les dejo el enlace por su quieren leerlo.

El místico pasadizo del Pilar

>En todos los rincones del mundo es sabida nuestra devoción por la Virgen del Pilar. Ya en la antigüedad, en la época romana, cuando el Imperio adquirió la religión católica como única confesión loable en sus territorios y la vieja Caesaraugusta había recibido bastantes años atrás al apóstol Santiago y la famosa visita de la virgen María, ya existía una domos o “casa” donde se daba culto a la Virgen del Pilar. Desde aquel momento, se postula que la domos romana se fue transformando, a consecuencia del vaivén cultural que ha sufrido la Península Ibérica desde que los primeros pobladores se asentaron en ella, en un templo, cada vez más voluminoso y glorioso, hasta convertirse hoy en la Basílica que todos conocen y de la que han oído hablar.
La devoción a la virgen, que lleva arraigada en todo Aragón desde hace casi dos mil años abre, a día de hoy ante nuestros ojos todo un universo de costumbres y leyendas que nos reflejan fielmente la evolución y el arraigamiento de la Virgen no solamente como patrona de la nación aragonesa, sino también como símbolo de Aragón y de toda la Hispanidad.
Las famosas Cintas del Pilar, que supongo que todos conocerán y que incluso tendrán en sus casas, son ejemplo práctico de la ferviente devoción, ya que eran vendidas y distribuidas desde el lejano siglo XVI. Son adquiridas por propios y extraños, por zaragozanos y visitantes de la ciudad procedentes de todos los rincones del mundo.
Los mantos que visten, día tras día a la virgen también son todo un símbolo. Éstos son donados, en su mayoría por colectivos, gobiernos y personas de todo tipo que agradecen los favores de la patrona mediante el regalo de un manto. En la actualidad, como dato curioso, existen más de quinientos almacenados para irlos poniendo bajo los pies de la virgen poco a poco, según convenga.
Pero si una costumbre curiosa están esperando encontrar en éstas humildes líneas no puede ser otra que la del pasadizo del Pilar. No se tiene constancia de en qué momento se adquirió, aunque sí se sabe con certeza que fue hace muchos años, quizá demasiados. Demasiados porque raro es el zaragozano viejo, de pura cepa, que no conozca tal costumbre.
La práctica se realiza única y exclusivamente el día doce de octubre, quizás porque es el día en el cual se honra a la patrona y la única jornada en que la verja que lo cierra en ambos sentidos está abierta para fluidificar las riadas de gente que se mueven por el templo. El pasillo, no muy ancho se encuentra entre la puerta de la Capilla de San Judas y su paralela, que viene a dar a la Plaza del Pilar. Se cree que, atravesándolo fielmente sin respirar y a buen paso mientras se piden mentalmente unos cuantos deseos positivos la Pilarica los concede durante, al menos, un año, el tiempo necesario para poder volver otra vez a pasar por el mismo corredor. Tanto devotos como agnósticos no se la juegan y, por si acaso acatan la tradición humildemente y con respeto, siendo algo curioso de presenciar y de entender si no se es zaragozano de pura cepa. Aunque el proceso se realiza de forma particular y salteada a lo largo de la jornada, el hecho de que riadas de personas fueran desfilando las veinticuatro horas por dicho camino debió intimidar al clero metropolitano que adoptó una vana represión antitradicionalista y “antisupersticiosa”, provocando el cierre del pasillo y levantando una polémica que, como no podía ser de otra forma obligó a los encargados, años más tarde, a bajar la testuz y a abrir las verjas, permitiendo el paso de los devotos de la virgen. Por eso, cada doce de octubre están conectadas las mencionadas puertas por un camino alternativo, cargado de tradicionalismo y misticismo que permite que el culto a la virgen sea algo más personal y exótico que las típicas costumbres eclesiásticas.
Si aún tienen algo de tiempo y desean conocer mi opinión, sinceramente creo que el simple hecho de confiar y de pedir algo con ferviente fuero interno hace, por sí solo que se te escuche y que las “gracias”, como popularmente las llaman te sean concebidas. Porque la esencia está en nuestro interior y de nuestro interior debe partir. Así que los ritos, al menos para mí no son otra cosa que un medio para lograr, en conjunto, esa conexión interior y espiritualista que hace falta hallar. Por eso no me parece mal en absoluto que se mantenga la tradición del pasadizo. No deja de ser un medio más para hallar la ansiada conexión espiritual, que realmente existe y está ahí.
Así que ya conocen una honrosa práctica que pueden llevar a cabo si por Zaragoza se dejan caer en fiestas.
Al menos, aprovechen ahora que el paso está abierto. Aprovechen, no vaya a ser que la polémica vuelva a instalarse en el templo y el paso vuelva a ser clausurado. Aprovechen, pues.

Fallece Labordeta, el símbolo más humano de Aragón

Una y media de la mañana. Para muchos de ustedes este momento del día no significa demasiado. Sin embargo, ese horario, ese anguloso movimiento de las saetas de cualquier reloj ha marcado, trágicamente, un antes y un después en la historia contemporánea de España y de Aragón.
A esa hora, a la una y media del 19 de Septiembre moría el gran símbolo de Aragón, un luchador indomable que dió la cara por esta parcela de nuestro extenso mundo. En el Miguel Servet de Zaragoza, donde estaba hospitalizado desde hacía unos días al empeorar su salud.
Durante meses, Labordeta ha estado postrado en su casa a causa de un cáncer, su último enemigo, librando sus últimas batallas.
José Antonio, siempre luchador ha muerto peleando, contra su cruel enfermedad a los 75 años de edad. Con su muerte, Aragón pierde su emblema. Pierde su voz. Pierde parte de su ser. Luchó con soltura y sin miramientos contra la hipocresía y la opresión, tanto de España como de Aragón. Para ello utilizó sus mejores y más humanas armas: la música, la palabra y la poesía. Incansable defensor de la nación aragonesa, nació el 10 de marzo de 1935 en la capital de Aragón, en Zaragoza. Estudió en el Colegio Alemán y en la escuela familiar, continuando sus estudios en la Universidad de Zaragoza, licenciándose en Filosofía y Letras.
En los años sesenta comenzó su andadura musical como cantautor, a la par que se inició en el mundo de la docencia, siendo profesor de Geografía, Historia y Arte.
A su primer álbum, Cantar y callar, le siguen muchos otros, todos ellos caracterizados por la vinculación de sus letras a Aragón, la melancolía con que hacía referencia a su tierra y el contenido esperanzador de algunas de sus canciones, como su celebérrimo Canto a la libertad, considerado por muchos el verdadero himno de Aragón.
José Antonio siempre fue una persona intelectualmente activa, ampliando sus horizontes hacia el mundo de las letras. En 1959 publicó Sucede el pensamiento, uno de sus muchos libros de poemas. También probó el dulce sabor de la novela con Cada cual aprenda su juego (1974) o Banderas Rotas (2001). Publicó hasta el último momento, reflejándose en obras como por ejemplo Memoras de un beduíno en el Congreso de los Diputados (2009).
También expuso sus ideas en abierto, creando en los años cincuenta la revista Orejudín y más adelante, junto con otros colaboradores el diario Andalán, con el que se opuso al régimen franquista e inauguró la transición aragonesa. Hasta sus últimos días estuvo colaborando de columnista en el periódico Público y publicando sus últimos poemas en su blog.
A partir de los años setenta se configuró como el símbolo vivo de la nación aragonesa, defendiéndola hasta su muerte.
Con su programa en TVE Un país en la mochila, donde daba a conocer la verdadera esencia del país nació su faceta de presentador.
Su personalidad política nace tras la muerte de Franco, concretamente en 1976, participando en la creación del Partido Socialista de Aragón. Fiel a sus ideas de libertad, llegando a catalogarse un “anarco-burgués”, se presentó al Senado con IU. Sin embargo su etapa política más notable fue al presentarse con Chunta Aragonesista (CHA) al Congreso de los Diputados donde representó a este partido durante ocho años (2000-2008). Allí no dejó de pelear por un Aragón (casi) olvidado, consiguiendo algunos progresos para la región pese a tener únicamente un escaño, algo que apenas le daba poder. Uno de sus numerosos enfrentamientos en la cámara fue el famoso “a la mierda” que “dedicó” al Partido Popular y con el que vibró todo Aragón. En 2006 se le diagnosticó un terrible cáncer de próstata, enfermedad que no le impidió continuar defendiendo su lugar de origen.
Gran persona, fiel a su identidad, directa y luchadora; términos que han caracterizado toda su existencia y que ahora, para el dolor de todos los aragoneses pasan al recuerdo.

Su agitada vida ha terminado efímeramente este 19 de Septiembre de 2010, habiendo recibido, además, títulos como La Orden de Saurí, La Medalla de Oro al Mérito en el Trabajo, Doctor Honoris Causa por la Universidad de Zaragoza y la Gran Cruz de la Orden de Alfonso X El Sabio, esta última otorgada en su casa por el Gobierno de España el seis de Septiembre de 2010.
Su última gran aparición en público fue como pregonero de las Fiestas del Pilar de 2009 en la que recordó la historia aragonesa y zaragozana y en la que instó a sentirse orgulloso de ser aragonés.

Todo Aragón, toda España, todo el Mundo estamos de luto. Hoy perdemos al gran símbolo contemporáneo de Aragón. Hoy Aragón pierde una parte de su ser. Hoy Aragón llora, melancólico a este gran hombre. Request in peace.

NOTA: el lugar donde se pondrá la Capilla Ardiente será en el Palacio de la Aljafería, en las Cortes de Aragón a las 18:00 h.A título póstumo se le va a conceder la Medalla de Aragón.



Imagen diseñada y creada por el autor de esta página, “Historias de Cardiel”. El autor de la página liberaliza de derechos esta imagen para el uso exclusivo de difusión web en señal de luto por el fallecimiento de Labordeta. Se ruega enlazar a esta página al copiar la imagen. Gracias.



Unos Bienes de ida y vuelta

>Alguna vez creo haber mencionado en este blog que a Aragón no se le tiene ni se le ha tenido en cuenta prácticamente para nada. Recuerdo que puse algunos ejemplos como lo de los archivos de Salamanca -que sus directores dicen que todos los documentos están mezclados pero que cuando Cataluña los pidió se les entregaron en unos pocos meses- o lo del trasvase del Ebro. Ahora lo hemos podido ver y entender con lo de la financiación autonómica que el gobierno pretende otorgar a cada comunidad. Yo es que alucino en colores, oigan. El señor presidente nos suelta con todo su desparpajo y sencillez que esta financiación es una buena excusa para mejorar las relaciones con Cataluña. Vamos, que Cataluña va a hacer su “agosto”, su “septiembre” y todos los meses del año que sobran de un golpe. Y así ha sido: van a recibir 4000 millones de euros, mientras Aragón no recibe ni 300. Creo también recordar que ya escribí sobre este suceso insólito -debe de ser que tener que leer las incompetencias de los de arriba me producen amnesia- por lo que no voy a insistir en detalles. Como dije, lo peor es que Aragón se conforma con las “chuches” que le dan mientras a Cataluña le dan 13’33333 veces más “chuches”. Y es que toda esta parafernalia sólo es comparable con un patio de colegio donde unos piden y otros se conforman. Y me parece vergonzoso que los aragoneses aceptemos esta basura de financiación. Miren, no quiero motivar el voto nacionalista pero si en Aragón votáramos más a los nacionalistas por lo menos se nos oiría más y recibiríamos más. Si no, miren a los catalanes, aunque los catalanes pedir saben un rato… En Cataluña todos pueden estar tranquilos, pues sus políticos, sean del partido que sean llevan a su comunidad el mejor trozo de cada tarta que reparte el gobierno. Bueno, dejando el tema -quizás hable de ello en un futuro- me quiero dirigir a la otra gran lucha aragonesa. Aragón siempre ha tenido que pelear con la Cataluña desleal e hipócrita y en estos tiempos lo segimos haciendo. Si no, miren los periódicos.

Y es que esa batalla actual de la que no sabemos cómo vamos a salir si los aragoneses no tomamos las riendas es lo de los Bienes de ARAGÓN. Y es que trae tela el asunto, puesto que los catalanes han debido entender ARAGÓN como Cataluña. Nooo. Vayan al colegio a estudiar Sociales los que no lo sepan: ARAGÓN es ARAGÓN y Cataluña es Cataluña. Nada que ver. Y si algo se llama Bienes de ARAGÓN quiere decir que no pueden ser de Cataluña ni de Navarra ni de Castilla: son de ARAGÓN. Si ahora mismo hiciéramos un test psicotécnico a todos los españoles estoy seguro que todos acertaríamos esta sencilla cuestión menos los que andan detrás del ajo de los Bienes. Qué pasa, ¿están de cachondeo! ¿Es que no entienden que lo que es de ARAGÓN es de ARAGÓN? ¿NO entienden que si el propietario reclama es porque tiene derecho sobre lo que es suyo? ¿Saben que retener lo legítimo de alguien es robar y está penado en uno de los mandamientos? -esta va para la iglesia de Lérida, que parece que el catecismo ha quedado borrado de su mente-. ¿No se dan cuenta que son unos insurrectos del Papa, de las leyes que han jurado en la Constitución, de la UE a la que pertenecen y de España? La verdad es que no me salen ni las palabras ni las expresiones adecuadas para poder hacer un buen artículo. Es que este tema vuelve a mandar bemoles, desde la postura del gobierno aragonés hasta la postura del gobierno de España y de la UE. El Papa le pidió a la iglesia de Lérida que dejara de hacer gansadas y devolviera los bienes de Aragón. Todas las entidades del gobierno y de la UE les han exigido que devuelvan los Bienes, pero nada. Se nos ríen en la cara a Aragón, al Papa, a la UE y a toda España. Una vez más se vuelve a demostrar quién tiene la sartén por el mango en este país. Y es una pena, una gran pena. Si han tenido la ocasión de leer los periódicos aragoneses ayer y hoy, se habrán enterado de que el presidente de nuestra comunidad va a reclamar los Bienes al juzgado de Lérida. Y lo peor es que ya sabemos todos lo que va a ocurrir. Y es que mientras los aragoneses no vayamos en manifestación a Lérida y Barcelona o no protestemos al Gobierno de Aragón estos personajes no moverán ficha. Los unos porque no les interesa, los otros por poco espíritu, y mientras, los Bienes, se quedarán allí, expuestos, más bien raptados fuera de casa. Y mientras, los aragoneses para poder ver lo que es nuestro, tendremos que ir a Lérida a verlos. Miren señores catalanes, si tanto quieren los Bienes, ¿por qué no nos dan toda la provincia de Lérida y así se ahorran los costes de envío de los mismos? Les sería un buen negocio, puesto que se evitarían tener que invertir dinero en esa región y se quitarían un “hueso bien duro de roer”, que son los bienes defendidos por todos los aragoneses. Ustedes nos reclaman la Franja que de hecho, en sus diarios, situan la Franja, más aragonesa que ninguna región de ARAGÓN como territorio catalán. Ustedes nos han estado reclamando nuestras posesiones toda la vida, hasta el Ebro, que no es de nadie realmente. Y nosotros, que sólo reclamamos lo que nos pertenece a tener que ver como nos dan naranjas de la china. Pues no, eso se acabó. Nosotros somos los descendientes de la gran Corona de Aragón, y por eso nuestras Cortes influyen notablemente en el Congreso de los Diputados. Esto es algo que los catalanes no podrán tener nunca, ni con votos. Es algo que sólo la historia concedió a los que éramos algo, y no a los que no han sido nada. No les sirven ni las manipulaciones históricas ni el peso de los escaños. Ellos han cogido la sartén por el mango por culpa de las odiosas coaliciones pero desde luego que sepan ya por adelantado que ARAGÓN recuperará los Bienes lo quieran o no y de eso se encargará el tiempo y los aragoneses, que somos los que al final tendremos que manifestarnos en Madrid, en Barcelona, en Lérida o donde haga falta sólo para conseguir lo que nuestros representantes no han sabido lograr: nuestros Bienes en casa.

A %d blogueros les gusta esto: